En la música, pintura u otras modalidades artísticas podemos encontrar genios. En el caso del manga no es distinto. Por ello, es importante que nos detengamos y le demos un merecido reconocimiento  a estos  mangakas y sus grandes obras. Esta semana nos centraremos  en  una de las dibujantes  de manga más destacadas: Rumiko Takahashi.

Rumiko Takahashi es una mangaka japonesa, nacida en Nigata en 1957. Fue la primera  mujer en superar el millón de ejemplares de manga vendidos. Es una de las dibujantes más ricas y famosas en Japón,  que sigue  trabajando y cosechando triunfos, hasta  la actualidad. Su prolífera carrera le ha dado éxitos como Urusei Yatsura, Ranma ½, Inuyasha, o  pequeñas joyas, menos conocidas, como  Maison Ikkoku  o la Saga de la sirena, entre otras.

¿Qué  hace  a esta autora tan especial? Su estilo único, difícil de imitar y su  humor inteligente. Tiene un dibujo claro y limpio, con personalidad propia.  Sus historias y tramas están   muy cuidadas y llegan a tocar todos los géneros, desde comedias románticas, ciencia ficción, costumbrismo, hasta terror y gore, género en el que abunda la sangre y la violencia.  Al contrario del encasillamiento que hay actualmente, Takahashi no  tiene un género definido, sus obras son una mezcla entre el Shojo- manga para chicas jóvenes- y el shonen-manga para chicos-.

Otra característica interesante de sus mangas son sus personajes.  Según ha comentado en varias entrevistas, la autora es de la opinión de que grandes personajes dan grandes historias.   En sus mangas, participan multitud de actores y tanto protagonistas como secundarios  están bien trabajados, con personalidades únicas  y definidas que enriquecen la obra.

Ahora hablaremos un poco sobre dos de sus mangas más conocidos: Urusei Yatsura y Ranma ½.

Urusei Yatsura-o como se la conoció en España Lamu/Lum– (1978-1987) fue su primera obra  de gran éxito. Recibió numerosos elogios por parte de la crítica y el público, tanto que sus personajes son todo un icono cultural en Japón.

Es un manga de corte humorístico, con toques de comedia romántica y ciencia ficción.  En él se nos cuenta la historia de Ataru Moroboshi, un estudiante de instituto normal, un tanto pervertido, que un día se ve envuelto en un juego para salvar la tierra de una invasión extraterrestre. Ahí es donde conoce a su contrincante en el juego, Lamu la extraterrestre,  que se convertirá en su “amorosa” prometida y a la vez su pesadilla, durante toda la serie. Este manga fue pasado al anime y emitido en España con el nombre de Lum, la Chica invasora con 195 capítulos. También tiene en su haber 6 películas y varias OVAS.

Otra de sus obras por excelencia es Ranma ½  (1987-1996).  Es  un manga humorístico, que toca la comedia romántica y las artes marciales.  La historia nos relata la vida de  Ranma Saotome, un muchacho que sufre un maleficio muy particular, desde que se cayó en un estanque maldito en un entrenamiento de artes marciales.  Cuando entra en contacto con agua fría se convierte en una muchacha pelirroja y cuando se moja con agua caliente  vuelve a su estado normal de chico.  Esta singular premisa aderezada con el despliegue tan original de personajes, creados por Takahashi, también la convierten en obra de culto. Ha tenido una adaptación al anime con 161 capitulos, 13 OVAs, 2 películas e incluso videojuegos. La serie animada  fue emitida en España en 1993.

Debemos decir que otra de sus series más emblemática Inuyasha está completa y doblada al castellano en Netflix, gracias a la nueva remesa de animes de esta temporada.¡Echadle un vistazo!

Con esto termina un pequeño homenaje a Rumiko Takahashi, mangaka de gran bagaje. Muchas cosas más se podrían destacar de esta magnífica dibujante, y nada mejor, que animar a quien esté interesando, a indagar en sus obras y descubrirlas, ya que no se arrepentirán.

Anuncios